Por la reconstrucción de la IV. Internacional

Apdo. Correos 23036 CP - 08080 - Barcelona

Català Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter RSS

Estás aqui : Portada » Actividades y Campañas » Actividades

¡NO A LOS BOMBARDEOS DE ESTADOS UNIDOS EN SIRIA! ¡TODO EL APOYO A LA REVOLUCIÓN PARA ACABAR CON EL RÉGIMEN Y EL ESTADO ISLÁMICO!

30 de septiembre de 2014

El 22 de septiembre Estados Unidos empezó los bombardeos en Siria, con el pretexto de acabar con el Estado Islámico. No han sido los 200.000 muertos en más de 3 años de guerra civil ni las atrocidades del régimen de Al-Assad lo que ha desatado la intervención militar imperialista, sino la amenaza de un grupo fuera de control que no responde a sus intereses. Estados Unidos ha dejado claro que no pretende derrocar al régimen criminal de Al-Asad, ni tampoco defender los civiles sirios amenazados por el Estado Islámico, sino preservar sus propios intereses en la región.

Los primeros días de ataques ya han causado la muerte de decenas de civiles sirios. También ha quedado claro que el objetivo de las bombas del imperialismo no es sólo el Estado Islámico: otras facciones que enfrentan al régimen de Al-Assad y que no comparten sus métodos han sido también objeto de los bombardeos. Frente a esto ya ha habido movilizaciones en las zonas liberadas de Siria con pancartas que se preguntan ¿por qué llegan ahora los ataques norte-americanos? O ¿por qué no son contra el régimen?

El pueblo sirio ha estado solo desde el primer día: Estados Unidos, las potencias europeas y los países árabes son cómplices de las masacres de Al-Asad y de haber creado todas las condiciones para el crecimiento del Estado Islámico. No nos sorprende ahora que la acción militar del imperialismo beneficie políticamente al réigmen. Ya ni siquiera queda la retórica del imperialismo en nombre de las libertades, y Al-Assad se ha convertido en un "mal menor" para Estados Unidos y Europa. Ni un sólo segundo ha parado de masacrar a la población siria con barriles de dinamita, mientras cínicamente ofrecía su colaboración a la "coalición internacional" para derrotar al Estado Islámico. Pronto veremos si los ataques norteamericanos también le dan más fuerza en el terreno militar, después de que su ejército haya bañado en sangre una revolución popular que sólo ha podido contener con ayuda de Rusia y de Iran, y de su satélite, Hezbolah.

El Estado Islámico es un subproducto del régimen sirio, que durante tres años ha utilizado la “guerra antiterrorista” como pretexto para reprimir la revolución democrática que estalló en marzo de 2011. Al-Assad vació las cárceles de presos de al-Qaeda (encarcelados en los años en que Damasco se puso al servicio de la "guerra contra el terror" de Bush) para llenarlas de revolucionarios sirios. Durante años permitió que el Estado Islámico creciera como quinta columna de la revolución, con ataques por la retaguardia para tomar las zonas liberadas por los revolucionarios. Por lo pronto, el ataque militar norteamericano, en coalición con dictaduras que oprimen brutalmente a sus pueblos (como ocurrió con la represión de los manifestantes de la plaza de la perla de Manama a manos de los ejércitos de Bahrein y Arabia Saudí) sirve para apuntalar los regímenes de Iraq y Siria, contra los que se han levantado los pueblos.

Los bombardeos norte-americanos no acabarán con el Estado Islámico, reforzarán a los regímenes odiados y aumentarán el sectarismo en la región. Los únicos que han combatido sobre el terreno el fanatismo han sido hasta ahora la resistencia siria y el pueblo kurdo y si no logran avances es por el bloqueo atroz a lque les ha sometido Estados Unidos y Europa, que armaban al ejército iraquí y permitían que el régimen sirio se sostuviera militarmente con la ayuda de Moscú y de Teherán. Ayudar y solidarizarnos con los pueblos que luchan en Siria e Iraq contra la barbarie y por la libertad es el único camino para derrotar al régimen y al Estado Islámico.

El triunfo de la revolución siria y el derrocamiento del régimen odiado de Al-Assad son la única alternativa de paz y progreso y la única solución aceptable para el pueblo sirio después de tanto sufrimiento. Es tarea de todos y todas los que queremos un mundo más justo y sin tiranos apoyar a estos pueblos del Mediterráneo y Oriente Medio que se levantaron contra la dictadura y la miseria reivindicando desde Túnez a Fallujah, la hermandad y solidaridad entre los pueblos, justicia social y libertad.

4 de octubre de 2014

Comitè Català de Solidaritat amb el Poble Sirià

Ir a la versión en catalán


Aquí nos encontraras:

Ap. Correos 23036 CP - 08080 de Barcelona; Ap. Correos 206 CP- 17080 de Girona; Ap. Correos 92 CP-28320 de Madrid;

mail:luchaint(arroba)telefonica.net - www.luchainternacionalista.org